27.1 C
Buenos Aires
HomeDeportesSchwartzman sigue en caída libre: perdió en la primera rueda del Challenger...

Schwartzman sigue en caída libre: perdió en la primera rueda del Challenger de Phoenix

El ‘Peque’, 38 del ranking mundo y que había bajado de categoría para intentar reencontrarse con su mejor versión, no pudo contra el portugués Bruno Borges (80°).

Diego Schwartzman no logra revertir su flojo momento. El Peque, 38° del mundo, sumó una nueva derrota en una temporada pobre de resultados al caer en su debut en el Challenger de Phoenix, torneo para el que había recibido una invitación especial tras su eliminación temprana del Masters 1000 de Indian Wells. El porteño, segundo favorito, perdió 7-5 y 6-3 con el portugués Bruno Borges, 80° del ranking, y extendió su mala racha en este 2023, en el que apenas pudo ganar dos de los diez partidos que disputó.

Tras despedirse en la segunda ronda de Indian Wells ante Casper Ruud, decidió aceptar la wild card del Arizona Tennis Classic, un certamen que se disputa sobre canchas duras y reparte 220 mil dólares en premios. Su objetivo era seguir trabajando y no perder el progreso que había sentido en las últimas semanas: se había llevado buenas sensaciones del ATP de Santiago de Chile, a pesar de no poder superar la primera ronda, y había conseguido su segunda victoria del año al vencer a Federico Coria en su debut en el desierto californiano. Pero en Phoenix tuvo otro tropezón.

El argentino, de 30 años, evidenció otra vez su falta de confianza y de timing y no pudo hacer mucho ante Borges, un rival al que no había enfrentado nunca y que lo superó en apenas una hora y 26 minutos.

El Peque tendrá que sacudirse rápido la bronca y volver rápido a los entrenamientos, ya que tiene por delante otra cita importante, el Masters 1000 de Miami. En el certamen de Florida, que se pondrá en marcha el próximo miércoles, el porteño defiende apenas 10 puntos, ya que el año pasado perdió en su debut en la segunda ronda con Thanasi Kokkinakis. Así, podría llevarse una buena cosecha si logra plasmar en la cancha las buenas sensaciones que, como contó durante el Argentina Open en charla con Clarín, tiene en los entrenamientos.

El torneo de Phoenix fue el primer challenger que jugó Schwartzman después de casi siete años. Su última participación en ese circuito había sido en Montevideo, del 14 al 20 de noviembre 2016, cuando, ubicado en el 58° lugar de la clasificación ATP, levantó el trofeo -el octavo de su carrera- al vencer por 6-4 y 6-1 al brasileño Rogerio Dutra Silva, por entonces 103°. Fue el cierre de una temporada en la que había ganado su primer título (a principios de mayo, en Estambul) y jugado otra final, en octubre, en Amberes.

Al año siguiente, el porteño comenzó el ascenso que lo llevó a conquistar otros tres títulos (Río de Janeiro 2018, Los Cabos 2019 y Buenos Aires 2021); a doblegar a Rafael Nadal, el Rey indiscutido del polvo de ladrillo, en su superficie preferida, en Roma 2020; a ser semifinalista en Roland Garros ese mismo año; y a alcanzar el octavo escalón del ranking mundial. Y a mantenerse, además, en el top 40 de la clasificación de manera ininterrumpida desde junio de 2017.

Pero el Peque entró en un pozo. Desde su caída en la tercera ronda del US Open ante Frances Tiafoe, en septiembre pasado, acumula un récord de apenas dos victorias y 14 derrotas (contando la que sufrió en la última edición de la Laver Cup, un torneo exhibición pero que la ATP suma para sus estadísticas). Tras su paso por Nueva York, cerró el 2022 -en el que confesó que sufrió ataques de ansiedad- con seis caídas consecutivas.

En el arranque de este 2023, tiene una marca de 2-8. Ni siquiera pudo rendir bien en la gira sudamericana de polvo de ladrillo, en la que siempre conseguía buenos resultados: perdió en el debut en Córdoba, Buenos Aires, Río y Santiago de Chile.

“Han sido momentos difíciles. Pero estoy trabajando duro, es lo único que sé hacer. Es la única manera que conozco”, contó tras vencer a Coria en su debut de Indian Wells, dejando en claro que, más allá de que los resultados no aparezcan, él no está dispuesto a bajar los brazos. 

Mas noticias
NOTICIAS RELACIONADAS